28/5/09

JAVIER FANLO


Los sentimientos como el humo surgen del interior, a veces reposados y limpios acomodándose a nuestros propósitos y otras imperiosos e incontrolables, insinuando nuevos caminos por explorar.
Los ceramistas reinventamos técnicas que nos permiten controlar y dominar las huellas del fuego, pero éste, igual que la vida, siempre guarda sorpresas para los atrevidos.
J.F.


1 comentario:

amparito dijo...

Dominar las huellas del fuego, preciosa utopia
Me gusta tu atrevimiento.
Besos, todos los posibles,
Pili Amparo